Un rayo alcanzó el lunes por la noche la estatua, de casi 19 metros de altura

Las compañías de seguros de EE.UU. califican como “un acto de Dios” la destrucción por un rayo de una enorme estatua de Jesucristo ubicada junto a una autopista interestatal en Ohio, informaron hoy medios locales.

Un rayo alcanzó el lunes por la noche la estatua, de casi 19 metros de altura y unas 7 toneladas de peso, lo que generó un incendio que acabó con la enorme estructura, hecha en parte con madera y espuma plástica.

La imagen “Rey de Reyes”, que representaba a Jesucristo después de la resurrección elevándose sobre una pila bautismal, se erigía desde el año 2004 junto a la Iglesia Roca Sólida, en la localidad de Monroe, a unos 40 kilómetros al norte de Cincinnati.

La Iglesia Roca Sólida tiene unos 3,000 miembros, no está afiliada a ninguna denominación cristiana y la encabezan el pastor Lawrence Bishop y su esposa Darlene.