Al menos unas 1000 millones de personas tendrán que emigrar de aquí al 2050, a causa del calentamiento global y sus consecuencias. Las catástrofes naturales se agravaran y aparecerán nuevas, a esto se le añaden las guerras que cada vez son más comunes entre países vecinos o entre sus propios habitantes. Advierte una organización humanitaria británica.

En su informe la organización Christian Aid advierte sobre el ritmo acelerado migratorio del siglo XXI. La cantidad de personas que han tenido que dejar sus hogares a causa de catástrofes climáticas, conflictos armados y grandes proyectos de desarrollo en zonas habitadas; llega a la cifra de 163 millones, según cálculos de la propia organización.

Esta ONG pide una ¨ acción urgente ¨ de la comunidad internacional y que se tomen fuertes medidas al respecto. La crisis migratoria estaría incrementada a partir de los próximos años y es necesario que los países más influyentes mundialmente tomen conciencia de este hecho que no es lejano a ninguno de ellos.

La organización Christian Aid fue creada para ayudar a aquellos que tuvieron que partir de sus hogares a fine s de las segunda guerra mundial. La misma afirma que la migración forzada es ahora la mayor amenaza para las poblaciones pobres de los países en vías de desarrollo.

**Fuente Via http://www.ojocientifico.com**